LiveZilla Live Chat Software

Estilo de 9 am a 6 pm.

“Para mí, vestirse es una forma de expresarse a uno mismo. Hay pistas de quién eres en la manera en la que te vistes”

Marc Jacobs


Ir a trabajar no significa que debas perder tu personalidad a la hora de vestir. Obviamente hay reglas que debes de seguir según el trabajo que tengas pero no significa que no puedas darles un toque de estilo. Se trata de saber jugar con los distintos elementos de tu outfit. La clave está en saber mezclar lo ingredientes correctos, por ejemplo: los cortes de tus prendas, los zapatos, los accesorios, los estampados, las telas, las capas, etc.

Si el lugar en el que trabajas es un ambiente muy formal puedes buscar prendas que vayan acorde a él pero tengan un corte favorecedor para tu figura, esto no significa que tenga que ir pegado a cada parte de tu cuerpo, pero si algo que realce uno de tus mejores atributos. Por ejemplo: Una falda de lápiz.

Hay otros trabajos en el que el código de vestimenta es un poco menos formal y puedes llevar prendas como jeans, pero eso no significa que no puedas lucir formal y muy linda. Puedes llevar esos jeans con una camisa con un estampado increíble y unos tacones que alarguen tus piernas.

Y hay otros con un código muy flexible que incluso te permite llevar esos tenis que tanto te gustan, ¿la mejor manera de hacerlo? Mezclando prendas formales como un blazer o vestido con ellos.

En nuestra opinión se trata de saber “jugar tus cartas”, cumplir con el código de vestimenta, no perder tu toque y vestirte cada día como si fueras a conocer a tu mejor enemigo.

Te invitamos a visitar nuestra sección llamada “Por ocasión” para que te inspires a la hora de crear tus outfits. 

Cherry Pink, October 12th, 2016,